ESPEJOS DE TIERRA

Las obras de los hermanos Iezumi están en concordia. Sus piezas son resultado del reflejo sutil de la naturaleza proyectado por el interior de su espíritu. Kunio, el hermano mayor, fija la luz con minerales sobre el papel amate y Toshio, el hermano menor, afila y pule la luz con toda libertad. Kunio plasma en sólido el movimiento de la luz y el aire, un sólido colorido elaborado por el acumulamiento de pigmentos naturales. Toshio profundiza la transparencia encerrando en sus figuras los momentos dinámicos de la luz. La pintura escultórica como el acumulamiento del fuego y la tierra; y la escultura pictórica como la transparencia del viento y el agua.


exposición, actual, espejos, tierra, kunio iezumi, arte hoy
SOBRE LA EXPOSICIÓN
  • Japón se encuentra en un punto importante del llamado "Cinturón de fuego del pacífico", lo cual hace referencia a zonas con gran actividad sísmica y volcánica. Es por ello que los habitantes de dicho país han tenido que aprender a lidiar con la violencia de la naturaleza, desarrollando a partir de ello una gran sensibilidad ante los eventos naturales.
  • Los hermanos Iezumi, presentan en la Ciudad de México (otra zona del cinturón de fuego del pacífico) su primera exposición en conjunto. Dicho encuentro reúne el reflejo que cada uno de ellos ha extraido de su propia percepción de la naturaleza.
  • A pesar de que practiquen un arte distinto y sus materiales requieran de una técnica desigual, ambos se inclinan hacia la luz y atrapan su fugacidad ya sea sobre el papel amate, en caso de Kunio o dentro del cristal, en el caso de Toshio.
  • Arte Hoy Galería presenta la exposición Espejos de tierra, en donde los hermanos artistas exhiben 15 obras representativamente, entre las que encontramos escultura en vidrio plano y medio espejo, así como diversos minerales, entre los que destaca el polvo de piedra, sobre papel amate, madera y tela.

Sobre la obra

  • Tanto las esculturas de Toshio como las pinturas de Kunio son obras que plasman el cosmos, lo delimitan y posteriormente lo presentan ante un espectador de manera que éste tenga la posibilidad de adentrarse en el cosmos interiorizando la obra. Ya que tanto el reflejo de la luz que toma formas múltiples en las esculturas vidirandas, como los colores terrosos pero luminicos a la vez de las pinturas, son el medio a través del cual los artistas transmiten el dinamismo del cosmos mismo.
  • Las obras de la muestra son un ejemplo móvil que transmite el sentimiento de asombro generado por la contemplación de la naturaleza.
  • Encontrarnos como leitmotiv dentro de la obra de los Iezumi y por lo tanto de la exposición misma, al color azul, el cual permite hacer de toda la obra un constante flujo de movimiento, gracias a la capacidad que éste tiene de remitirnos al agua y la manera en que fluye y se transforma sin parar.

"Los dos artistas consiguen la máxima libertad afinando su técnica ante los límites externos. El dinamismo interno generado capta la delicadeza y la encapsula mediante los materiales. Así expresan y plasman el cosmos de la naturaleza; los matices de la tierra, el fuego, el agua y el viento."

Miho Hagino